luces

Qué luces instalar en casa

Son tantas las veces que nos hemos encontrado con enchufes donde no deberían estar y con luces inexistentes en zonas claves de la casa, que consejos sobre cómo instalar las luces en nuestro hogar se nos ha antojado una necesidad para escribir un post como este… Hoy te vamos a ayudar a plantear la instalación eléctrica desde cero.

Lo primero que hay que hacer es coger un lápiz y un plano de nuestra casa y después de haber pensado muy bien dónde queremos colocar los enchufes y los puntos de luz, los dibujemos en un papel. Tienes que tener en cuenta la estancia y el uso que vayas a darle.

luces

La instalación eléctrica de nuestra vivienda es un sistema de distribución de la energía que comienza en el cuadro general de electricidad y alumbrado y termina en cada uno de los puntos de consumo (enchufes y puntos de luz).

No os vamos a aburrir explicando cómo funciona el sistema eléctrico ni contando cómo del cuadro parten una serie de circuitos independientes que dan servicio a diferentes elementos o zonas de la casa. No necesitamos tanto. Lo que sí es importante es que sepamos diferenciar para poder entender lo que a continuación os vamos a contar entre punto de luz (terminal de hilo eléctrico, cable, al cual se conecta mediante una clema, una luminaria o un receptor eléctrico) o los enchufes.

luces

Existen varias formas de iluminar: luz general (puntos en el techo que emiten una luz media que se dispersa por toda la estancia), luz concentrada (focos más intensos sobre un punto concreto que pueden destacar algún elemento o rincón de la casa), luz indirecta (focos de luz reflejada sobre pareces y techos que resbala por las superficies bajando su intensidad) y luz de ambiente (suave para determiandas zonas a base de lámparas de pie o de mesa). Teniendo en cuenta estas cuatro formas de iluminar, las combinación según la estancia de la casa serían éstas.

En el salón. Además de iluminación general, conseguiremos la luz ambiente mediante varios puntos bajos colocados estratégicamente. Para ello hay que contemplar varios enchufes para luces, aparte de los de la televisión, el equipo de música, el teléfono, etcétera.

luces

En la cocina. Debe estar bien iluminada. Requiere una instalación complicada puesto que  hay que tener en cuenta varios aparatos que funcionan con circuitos independientes.

En los dormitorios. No es estrictamente necesario un punto de luz en el techo, aunque el alumbrado general es recomendable siempre. Apliques a ambos lados de la cama, enchufes para un lámpara sobre el escritorio, alguna de pie… Igual de importantes son los interruptores. Es recomendable colocar un enchufe en la entrada, justo al lado de la puerta: el enchufe del aspirador.

luces

En el baño. Los puntos de luz y los enchufes tienen que estar a más de un metro de la bañera o la ducha. Podemos colocar apliques a los lados del espejo y focos en el techo como alumbrado general. Una opción es colocar a la entrada del baño dos interruptores: uno que accione el alumbrado general y otro que accione el secundario.

luces

Por lo tanto, para plantear dónde deben ir los puntos de luz y los enchufes de nuestra casa, conviene hacernos con un plano y estudiar cómo está amueblada. Cuando el mobiliario esté claro, según la estancia y las necesidades, podemos ir posicionando sobre el plano los distintos puntos de luz que vayamos a necesitar.

Share

acerca de GranPlazaBlog

Dejar una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked *